Mostrando entradas con la etiqueta Día del abuelo. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Día del abuelo. Mostrar todas las entradas

sábado, 20 de junio de 2015

En Rocha: UN LUGAR DONDE LOS VIEJOS SON TRATADOS COMO SERES HUMANOS


HOGAR DE ANCIANOS Dr ÁNGEL MODESTO DELGADO DE ROCHA

Escribe Juan José Pereyra Twitter @juano500



Los cincuenta adultos mayores que viven en este Hogar en Rocha tuvieron este 19 de junio, día del abuelo y de José Artigas, un día especial que culminó con “un rico chocolate”.
Reunidos en el amplio salón de actos del edificio de la avenida Agraciada en la ciudad de Rocha, vivieron con alegría la presencia de artistas,familiares, del personal que cada día cuida de ellos y autoridades de la institución, de las muchas otras que colaboran para su mantenimiento y de referentes de la sociedad.
Acompañaron a los residentes en este festejo, entre otros, el intendente electo Aníbal Pereyra, Flavia Coelho, Directora de la Oficina del Adulto Mayor de la Intendencia de Rocha,la edil Esther Solanas, así como representantes de las instituciones que colaboran.
Muchos creen que el Hogar Modesto Delgado es estatal.No lo es, es privado y está administrado por Schuber Núñez, un inquieto joven que también preside la Comisión de Amigos del Hospital de Rocha y  por una comisión que preside el Dr Humberto Alfaro.


LA NOTA SIGUE AL FINAL DE LAS FOTOS





































 
El título de esta nota “ Un lugar donde los viejos son tratados como seres humanos”, tiene que ver con la explotación que de los adultos mayores se hace en varios “hogares” a lo largo y ancho del pais donde deben (vivir)?, en condiciones infrahumanas. A eso hay que sumarle que según datos oficiales, el 53 por ciento de los ancianos es “depositado” por su familia en estas residencias y nunca más los visita ni se hace cargo de nada. Cuando se empezó a hablar del Sistema Nacional de Cuidados, antes que el actual presidente lo definiera como uno de los puntos centrales de su gestión, la Directora de la Oficina del Adulto Mayor , la Dra Flavia Coelho, dijo a este periodista que la situación de muchísmas residencias u hogares en el departamento de Rocha es muy mala y que no pueden ser clausuradas en buena parte de los casos porque los ancianos quedarían en la calle, sin un mínimo lugar donde puedan permanecer. El entonces presidente del BPS y actual Ministro de Trabajo y Seguridad Social, Ernesto Murro, calificó de “verguenza nacional” el hecho que el 53 por ciento de las familias abandone a sus mayores.
Este es un tema sobre el que vamos a volver. Vivimos en una sociedad enferma y esto está dicho no en forma peyorativa sino como diagnóstico. Las causas son múltiples y algunas serán explicables pero una sociedad que desecha a sus viejos y no atiende como corresponde a sus niños y adolescentes, en el marco de una crisis de la familia tradicional, con la droga que avanza , con la violencia doméstica y de género, no es una sociedad sana. En la cultura oriental el anciano es el sabio,aquel que sabe porque ha vivido, es quien preside la mesa familiar, el que aconseja y contiene. En nuestras sociedades el anciano es un estorbo que hay que esconder cuando vienen visitas o directamente abandonar en asilos o residencias.
El tema central de esta nota es contar la fiesta que vivieron los residentes del Hogar de Ancianos de Rocha y cómo trabaja la institución.
Schubert Núñez dijo que “los residentes son 50 y el Hogar cuenta con el repaldo de varias instituciones : Club de Leones de Rocha, MADER, Rotary Club Rocha Este, Intendencia Departamentañ de Rocha, Batallón N°12, Policía, Aduana de Rocha, Hospital de Rocha, COMERO, CIDEP y BPS por convenios firmados.
Luego hay un sin fin de instituciones que realizan actividades y colaboran como por ejemplo Cepar UNI3, la llamada Universidad de la Tercera Edad. La directiva la preside el Dr. Humberto Alfaro y hay  unos cien socios colaboradores .
El Hogar es una Institución apolítica y areligiosa pero recibe a todas las personas que nos quieran visitar y compartir , sin importar su sector político o  su credo,  todo es bienvenido”, sostuvo.
“Se reciben donaciones en ropa de particulares, aunque muchas veces, no todas, casi todo se descarta porque el estado en que esa ropa es entregado es lamentable . Por el contrario en raras oportunidades aparecen con una donación, como hace una semana lo hizo un querido amigo que al igual que cuando falleció su papá y ahora que fallece su madre trajo todo lavado y planchado”, agregó Núñez.
“El Hogar trabaja sin ánimos de lucro pero de algún lado tiene que obtener los recursos para continuar, entonces esos recursos se obtienen de los residentes, quienes deben realizar un aporte económico mensual porque de allí salen: sueldos, pañales, servicios, medicamentos, productos de limpieza, almacén, combustibles (gas),  verduleria y varias cosas más”.
“ El Instituto Nacional de Alimentación,INDA, colabora con algunos víveres secos y últimamente  esta retrasado en las entregas que son cada dos meses y no solo ello , también con faltantes en los artículos que prometen... “, destacó.
“En el acto celebrado este viernes 19 actuó el coro de CEPAR Uni3 "Canto a la vida" dirigido por la profesora  Cecilia Olivera. El Club de Leones donó 5 mil pañales, cantó Fermín Acosta, después Hugo Ojeda, cantor de tangos desde Montevideo y oriundo de Rocha y Raúl Coimbra un muy conocido rochense, también cantor de tangos.
 Mi agradecimiento a todos ellos por su participación desinteresada”,concluyó Schubert Núñez.

Agradezco a Jorge Acevedo y Silvia Rovera a quienes “pedí prestadas” la mayoría de estas fotos.

































viernes, 19 de junio de 2015

''Los abuelos son fuentes inagotables de amor'' Viejos y queridos


En el Día del Abuelo, la psicóloga Fanny Berger habló con Montevideo Portal sobre esta etapa de la vida, que describió como de gran sensibilidad y amor. "Es una etapa muy rica para poder cerrar asuntos que nos quedaron pendientes", comentó. 

 

Fanny Berger es psicóloga con una amplia trayectoria en trabajo terapéutico tanto con niños como con adultos. En 2013 publicó el libro Ser abuelo hoy, en el que analiza esa etapa de la vida que denomina la abuelez.
Con motivo de la celebración este 19 de junio del Día del Abuelo, Montevideo Portal dialogó con Berger sobre los roles que desempeñan los abuelos en la actualidad y cómo deberían relacionarse con sus hijos (yernos o nueras) y sus nietos.

"Miro la abuelez como un disparador que enciende varios circuitos: uno es la relación entre los abuelos y los nietos, otro con el hijo del abuelo hoy transformado en padre y el tercer circuito es el propio abuelo cuando fue hijo y nieto", explicó.

"La abuelez es una época de gran sensibilidad, que sirve para cerrar asuntos inconclusos. Yo soy gestáltica y en Gestalt uno de los conceptos es que en la vida nos van quedando asuntos inconclusos que podemos cerrar con actitudes, ya sea en lo afectivo, en lo familiar, en lo profesional en lo deportivo. Como padres siempre decimos '¡ay, por qué no hice...', 'por qué dije...' cuando criamos a los hijos, entonces, esta hipersensibilidad que despierta la abuelez es una etapa muy rica para poder cerrar asuntos que nos quedaron pendientes", agregó.

En opinión de la profesional, los abuelos cumplen dos funciones importantes. La primera, como encargado de transmitir el relato familiar, "para que el niño sienta el sentido de pertenencia, se sienta bien con él mismo y pueda transitar la vida con objetivos". La segunda, como transmisor de valores "positivos".

"Asistimos a la presencia de valores negativos, que son pensamientos que guían acciones que pueden dañar a otros. El abuelo puede ser un gran transmisor de valores positivos, en estos momentos donde no estamos muy seguros de qué es lo que vale y lo que no vale, que estamos en un período de transición. El abuelo, por haber sido criado en una época de valores positivos, y de familia nuclear, puede transmitirlos a los nietos, cuando los padres están ocupados en la subsistencia, en criarlos y trabajar", comentó Berger.

La psicóloga lamentó que se considere al abuelo como un "niñero". "En todo caso es un niñero de lujo, es más que un niñero. Es una pena tener a un abuelo de niñero. Es un transmisor de valor y de la historia familiar. Está bien que dé una mano, porque son sus nietos", dijo.

"Lo que siempre digo es que los abuelos tienen que ayudar a que los padres ocupen su rol de la mejor manera posible. Siempre el primer paso es ayudar a que mi hijo, mi nuera o mi yerno puedan desempeñarse mejor. Ahora, no tenemos que competir con los padres, hay que ayudarlos a que se desempeñen mejor. El tema es que tienen que ver cómo, cuándo y dónde emiten sus juicios", apuntó.

En este sentido, Berger recordó la importancia de que los abuelos no desvaloricen el rol de padre o madre ante el niño. "Hay que ser muy cuidadoso. Uno puede ver cosas, por la experiencia: el abuelo estuvo ahí hace unos años, entonces no es lo mismo ser una madre joven con ciertos objetivos en la vida que una abuela que ya vivió unos cuantos años y crió hijos. Vos tenés derecho a opinar y a poder decir: 'la actitud mejor para mi nieto sería esta', pero nunca transmitírselo a los nietos. Lo que a los nietos les importa es ver adultos que se traten bien. Esto, que parece tan simple, en los hechos no lo es, porque a veces uno está dolido, se siente mal y opina, y no se da cuenta de que desvaloriza al padre o la madre y eso los nietos lo sufren", reflexionó.

Por último, consultada sobre el sentimiento que generan los abuelos hacia sus nietos, Berger lo describió como una "fuente inagotable de amor".

"Cada vez que en terapia un nieto recuerda o habla del abuelo se le enciende el rostro por el cariño y el amor. Son figuras importantísimas, en ausencia o presencia de los padres. Son fuentes inagotables de amor. He visto que, tanto niños como adultos, cuando están contando un relato y llega el turno de hablar de un abuelo o una abuela, se les encienden los ojos. Son fuentes de mucho amor", concluyó.

FELIZ DIA: ¿SE ACUERDA ABUELO? Por Julio Dornel.



                            Escritor y periodista Julio Dornel
 
Pese al esfuerzo realizado por los escritores locales, algunas profesiones han desaparecido definitivamente de la frontera sin dejar huellas que permitan  a las nuevas generaciones un acercamiento directo con su pasado histórico. El encuentro con profesiones de la aldea, ha resultado siempre gratificante para quienes intentan recoger el testimonio de viejos vecinos sobre profesiones ya desaparecidas. En esas charlas informales surgen los primeros peluqueros del siglo pasado con Sadi y Pepito,  que dentro de sus limitaciones  desempeñaban su oficio con dedicación, sin tener los instrumentos que existen en la actualidad. Por aquellos años solamente se cortaba, mientras ahora se lava, se seca y  se pinta en varios colores. En la actualidad resulta muy difícil encontrar peluqueros de la vieja usanza con navaja,  tijeras, algunos peines, talco y agua perfumada para después de la afeitada. No dudamos que aquellos peluqueros marcaron una época en la historia  ciudadana por  tratarse de una profesión de trato personal y lugar sagrado para las confidencias o las últimas noticias. Sin embargo, un buen día  apareció la máquina eléctrica para asombro de la juventud que se agarraba fuerte de la silla giratoria. 
Sin duda que una de las fiestas populares más recordadas de la primera mitad del siglo pasado estaban relacionadas con las hogueras de San Juan, y el entorno festivo que le otorgaban  los bailes y fuegos artificiales. Esperadas por toda la población, comenzaban por lo general el 23 de junio con el encendido de las hogueras y las romerías en distintos domicilios, con abundante carne de gallina con arroz. Según las costumbres por aquellos años no se hacían los tradicionales asados a la parrilla por respeto al santo  que se invocaba, aunque los festejos podían variar de acuerdo a la región. Allá por el 50 aparecieron los primeros chicles “Adams” que descubrimos en la escuela 28  con cierto temor porque algunos compañeros se resistían a consumirlos porque según sus padres corrían el riesgo de que en caso de tragar alguno se les podían  “pegar”  los intestinos. Tampoco se podía comer sandia con vino, y bañarse después de comer era congestión en fija. Cuanta sabiduría preventiva en la imaginación de nuestros abuelos. Por aquellos años las recomendaciones familiares eran distintas a las  actuales, nada de cigarrillos, alcohol, ni “malas compañías”. Sin embargo no siempre las tuvimos en cuenta…Feliz día para los abuelos del mundo.