Mostrando entradas con la etiqueta diario L indro Italia. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta diario L indro Italia. Mostrar todas las entradas

martes, 30 de septiembre de 2014

ELECCIONES: URUGUAY ES PORTADA HOY EN DIARIO ITALIANO

Elezioni
Uruguay: un momento storico

Il 26 ottobre si può scrivere la storia










El diario digital italiano L indro publicó hoy un artículo escrito por este periodista a un mes de las elecciones de octubre.
Este enlace lleva al artículo original, uno de los destacados de la jornada.

(Copiar y pegar en el navegador)

 http://www.lindro.it/politica/2014-09-30/144251-uruguay-un-momento-storico#sthash.ob2PicNb.dpuf


Esta es la versión en español.

26 DE OCTUBRE: ELECCIONES NACIONALES
URUGUAY ANTE UN MOMENTO HISTÓRICO

Escribe Juan José Pereyra Twitter@juano500

Los próximos treinta días serán decisivos para determinar el rumbo político que tomará este pequeño país sudamericano. Uruguay tiene hoy gran visibilidad internacional por la peculiar personalidad de su presidente, por varias reformas garantes de nuevos derechos, por una política macroeconómica exitosa y por cambios en las políticas sociales.
Leyes como la despenalización del aborto,la legalización de la venta de marihuana y el casamiento igualitario han puesto al país en el centro de las miradas de medios de comunicación, gobiernos y ciudadanos en todo el mundo.

HECHO HISTÓRICO : EN 2005 LA IZQUIERDA LLEGÓ AL GOBIERNO

El pasado 22 de julio, L indro publicó un artículo que planteó la pregunta ¿“La izquierda continuará gobernando Uruguay”?
Se analizó allí la llegada al gobierno por primera vez en marzo de 2005 del Frente Amplio, una coalición de partidos y sectores de izquierda y centro izquierda fundada en 1971.
El fenómeno del Frente Amplio es ampliamente estudiado en el mundo porque es la única alianza político electoral de la izquierda que se ha mantenido por más de cuatro décadas con importantes experiencias de gobierno, tanto en Montevideo desde 1989, el mayor distrito electoral del país hasta la actualidad, como a nivel nacional y de otros departamentos (provincias) desde el 2005.
El primer presidente frenteamplista fue el médico Tabaré Vázquez, dieciséis años después de haber asumido como intendente de Montevideo.
Al culminar su primer mandato, el Frente Amplio logró un segundo período de gobierno de cinco años con el triunfo de José Mujica, uno de los líderes en los sesenta y setenta de la guerrilla tupamara
En aquel artículo del 22 de julio se hizo un análisis de la llegada del Frente Amplio al gobierno y la nueva situación que el país enfrenta hoy.
El sistema de partidos en Uruguay está compuesto además por el Partido Colorado y el Nacional (los dos partidos históricos), el Partido Independiente, Unidad Popular (coalición de pequeños partidos a la izquierda del Frente Amplio) y varios partidos testimoniales.
Tabaré Vázquez es nuevamente el candidato del Frente Amplio y su postulación ha sido resistida al interior de la fuerza política aún después de haber triunfado en la elección interna de junio pasado. Un número desconocido de frenteamplistas , contrarios a la figura del ex presidente, podría votar en blanco o anular su voto en la elección nacional. Cuántos son y qué incidencia puede tener su decisión en el resultado electoral es algo que nadie conoce.
El Frente Amplio es la primera fuerza política de Uruguay desde hace casi veinte años.
Una reforma constitucional estableció en 1996 nuevas exigencias para llegar al gobierno. Para ganar la presidencia se debe obtener el 50 por ciento de los votos válidos. Si ningún candidato lo logra, el presidente se elegirá en una segunda vuelta o ballotage entre los dos más votados,un mes después.
En octubre de 2004 Tabaré Vázquez ganó la presidencia con el 50,45 por ciento de los votos válidos, lo hizo por lo tanto en primera vuelta y el Frente Amplio obtuvo mayoría absoluta en ambas cámaras legislativas.
En octubre de 2009 José Mujica no pudo ganar en la primera vuelta, debiendo enfrentar un mes después al candidato del Partido Nacional. El Frente Amplio, con el 49,34 por ciento, mantuvo en esa elección,la mayoría tanto en Diputados como en el Senado.
Durante los últimos años las encuestas de opinión pública indicaron que el Frente Amplio superaba a toda la oposición sumada, lo que sugería un posible tercer triunfo en primera vuelta o, en todo caso, una primacía tranquila en un eventual ballotage. En la segunda vuelta de noviembre de 2009 el presidente Mujica fue votado por el 54,63 por ciento mientras que su rival, el ex presidente Luis Alberto Lacalle, obtuvo el 45,37 por ciento.

2014: PANORAMA INCIERTO PARA EL FRENTE AMPLIO

En los últimos meses las encuestas de intención de voto comenzaron a anunciar que la oposición sumada empezada a superar al Frente Amplio y , casi en forma unánime, plantearon que si bien el Frente Amplio sigue siendo la primera fuerza política,es muy probable que no obtenga mayorías parlamentarias y que se deba ir a un ballotage .
En ese artículo publicado por L indro el 22 de julio, se explicó lo que algunos analistas señalan como “desgaste” del Frente Amplio y el surgimiento de una figura nueva en la oposición, Luis Lacalle Pou, hijo del ex presidente que en 2009 perdió la elección con el actual presidente José Mujica.
El candidato presidencial del Partido Nacional ,de 41 años, tiene un planteo renovado y “por la positiva”, alejado del discurso conservador tradicional de su partido . Está apoyado en una muy importante movilización y una intensa campaña publicitaria en la que los spots televisivos han tenido fuerte impacto en especial entre los más jóvenes.
Desde el Frente Amplio se intenta mostrarlo como la “la vieja derecha disfrazada con ropaje renovado” y de ser un candidato “más producto de las técnicas publicitarias que de la realidad política”.
A mediados de agosto pasado una de las encuestadoras midió una intención de voto del Frente Amplio del 39 por ciento, lo que causó una conmoción a nivel de la izquierda. Si esas cifras se confirmaran el Frente Amplio no solo no podría ganar en primera vuelta, para lo que se necesita el 50 por ciento de los votos válidos, sino que podría perder en el ballotage.
Un mes después las cifras de las encuestadoras marcaban un incremento de dos puntos de la izquierda y una pérdida similar en la intención de voto de los partidos tradicionales.

SE DESPERTÓ EL BORRACHO”

Lucía Topolansky, primera senadora del Frente Amplio y esposa del presidente Mujica, dijo que la militancia frenteamplista, estaba “confiada y adormecida” y que esas cifras provocaron un susto que hizo “despertar al borracho”, usando una conocida expresión popular.
Con esas palabras explicó la situación de “cimbronazo” que sacó, dijo, a la fuerza política del letargo.
A partir de ese momento Tabaré Vázquez encaró la campaña electoral con una intensidad que no tenía, con más planteos programáticos y la fuerza política toda comenzó a desplegar una movilización mucho más fuerte, con una participación popular mayor a la tibia registrada hasta entonces.
Del lado de la centro derecha se han presentado también dificultades. Pedro Bordaberry, el candidato conservador del Partido Colorado, que aparece claramente como tercera fuerza en todas las encuestas, acusó a Luis Lacalle Pou de intentar “extorsionarlo” en un episodio político confuso que tensionó las relaciones entre los dos partidos.
Bordaberry intenta que si su partido queda tercero una vez más , tenga en octubre ,al menos un respaldo que le permita ser una fuerza con cierto peso a nivel parlamentario. Ambos políticos compiten por el mismo electorado contrario al Frente Amplio, lo que genera rispideces entre quienes serán socios en una segunda vuelta y en un eventual gobierno, si el Frente Amplio es derrotado.
El candidato más fuerte de la oposición, Luis Lacalle Pou, debió desautorizar a dos de sus asesores por caer en contradicciones con su discurso. Ha enfrentado también preguntas incómodas de periodistas y hubo un hecho que pegó con dureza de manera negativa en su imagen. Reconoció públicamente que hizo “alguna llamada” para que no fuera emitido un fragmento de unas declaraciones que había realizado unas horas antes ante todos los medios televisivos del país. Solo el canal oficial emitió esa parte de la entrevista mientras que los tres canales privados la silenciaron.
A medida que gana intensidad, la campaña electoral va ingresando al debate de los temas que más preocupan a la gente:seguridad,educación y economía, aunque no son los únicos.

UN IMPORTANTE NÚMERO DE “INDECISOS” INCLINARÁ LA BALANZA

Con las estimaciones al día de hoy, a treinta días de las elecciones, no es posible afirmar quién ganará la presidencia ni si el próximo gobierno tendrá mayorías parlamentarias.
Según las mediciones de las encuestadoras, el 15 por ciento de los habilitados para votar está “indeciso” o no manifiesta a quién votará. Son 330 mil personas en unas elecciones que se pueden ganar o perder por décimas de punto. Cada punto porcentual corresponde a 22 mil votos.

Sea cual sea el resultado,Uruguay está ante un momento histórico. Lo será si el Frente Amplio logra retener el gobierno con o sin mayorías parlamentarias y también lo será si la centro derecha logra recuperar el gobierno luego de diez años de administración del bloque progresista o de centro izquierda.
Si el gobierno que asuma el 1º de marzo de 2015 no tiene mayorías parlamentarias, el país puede vivir tensiones políticas y sociales muy importantes.
Uruguay tiene un sistema presidencialista, no parlamentario. El Presidente de la República es el Jefe de Estado y no necesita apoyo del Parlamento para formar su gabinete y definir sus políticas.
Lo que sí necesita es los votos para aprobar las leyes que le permitan gobernar. El escenario es el de dos bloques enfrentados ,cada uno representante de la mitad del país, obligados a negociar.
En este difícil panorama político aparece con fuerza un hasta ahora pequeño partido socialdemócrata, el Partido Independiente, algunos de cuyos principales referentes integraron en algún momento el Frente Amplio.
Este partido se define como de “izquierda democrática no alineada con ninguno de los dos grandes bloques dominantes”. El Partido Independiente fue fundado hace diez años y asegura ser el único “capaz de tender puentes” que permitan la gobernabilidad, su disposición a negociar y su apoyo a los proyectos políticos que coincidan con sus principios.
El Partido Independiente, según las encuestas, puede lograr cuatro diputados (hoy tiene dos) y un senador. Eso podría transformarlo en la llave que permita formar mayorías parlamentarias a un bloque ( el de la centro izquierda) o al otro, (el de la centro derecha), o facilitar acuerdos en ciertos temas entre los dos bloques.
Este peculiar escenario político también hace que Uruguay esté en la antesala de un momento histórico.
En treinta días comenzará a develarse lo que hasta hoy sigue siendo una incógnita.